Presupuesto
Rápido

Cuál es la mejor opción: ¿una empresa de traducción o un traductor autónomo?

16-11-2022

translation-company.png

Necesita traducir un contrato o un catálogo, por ejemplo, del español al inglés, y no tiene claro de si es mejor recurrir a una empresa de traducción o a un traductor autónomo.

A continuación, le presentamos las principales ventajas e inconvenientes de cada opción para ayudarle a tomar una decisión informada.
 

Ventajas de trabajar con un autónomo

  • Más ahorro

Trabajar directamente con un traductor puede permitirle obtener un ahorro interesante en la traducción de sus documentos. Al final, solo paga por la traducción.

  • Posibilidad de hablar directamente con el traductor

El hecho de poder comunicarse directamente con el traductor permite que le pueda explicar exactamente lo que quiere y lo importante que es la traducción para usted o su empresa a la persona que se encargará del trabajo de traducción. Además, el traductor también podrá contactarle directamente en caso de tener alguna pregunta sobre el documento original.

  • Elegir con quien trabaja

También tiene la posibilidad de elegir personalmente al traductor que prefiera, por lo que sabrá perfectamente quién llevará a cabo la traducción de sus documentos.
 

Inconvenientes de trabajar con un traductor autónomo

  • Elegir al traductor adecuado

La mayor ventaja también puede ser un inconveniente. Tendrá que dedicar cierto tiempo a buscar y seleccionar al traductor adecuado para el idioma y el área de especialización de su traducción. ¿Conoce a varios traductores? ¿Cómo va a elegir al adecuado?

  • Supervisar el proyecto

No solo tendrá que estar disponible para aclarar dudas que el traductor pueda tener durante la traducción, sino también supervisar el proyecto para garantizar que está avanzando bien y que quedará terminado a tiempo.

  • Menor disponibilidad

Los buenos traductores cuentan con una buena cartera de clientes, por lo que pueden estar muy ocupados. Es posible que deba esperar a que tenga un hueco en la agenda para traducir sus documentos. Si tiene prisa, quizás tenga que buscar una alternativa. 

  • Menor capacidad de respuesta

Un atractivo de ser traductor autónomo (por cuenta propia) es la libertad de elegir cuándo trabaja. Hay quien prefiere trabajar muy temprano y otros a quienes les encanta quedarse hasta más tarde. En consecuencia, puede que el horario de oficina del traductor no coincida con el suyo y, como resultado, que tarde, por ejemplo, en responderle a sus correos electrónicos.

  • Menor capacidad de procesar grandes volúmenes

Un único traductor no conseguirá hacer frente a proyectos de gran volumen en plazos cortos. ¿Tiene un contrato de 12 000 palabras que necesita traducir en tres días? En ese caso, puede ser arriesgado asignar la traducción a un traductor autónomo.

  • Verificar el trabajo final/riesgo de errores e imprecisiones

Tras recibir la traducción, supongamos en alemán o en griego, es recomendable verificar los archivos traducidos para garantizar que todo está bien. En ese caso, tiene dos opciones: realizar su propia verificación del texto en alemán o griego, o confiar por completo en el traductor.  Al no contar con un texto final revisado por un segundo lingüista, aumentarán las posibilidades de error, que puede tener consecuencias negativas para su marca.
 

l10n-(19-de-40)---cpia.jpg

Ventajas de trabajar con una empresa de traducción

  • Equipo acreditado

Las empresas de traducción trabajan diariamente con muchos traductores que se han sometido a un riguroso proceso de selección y cuya calidad se supervisa continuamente, lo que significa que todos los traductores ya han demostrado con creces su calidad. Ninguna empresa de traducción se va a arriesgar a tener en su equipo a un traductor malo, que no entregue un proyecto dentro del plazo o que no siga las instrucciones.

  • Un gestor de proyecto experto para su proyecto

Su punto de contacto en la empresa de traducción será un gestor de proyecto cuya función es velar a diario por los intereses de los clientes. Entre sus funciones se encuentran analizar las solicitudes, elegir al equipo de traductores adecuado y verificar la calidad de las traducciones antes de la entrega.

  • Un mayor abanico de servicios

A pesar de su nombre, las empresas de traducción ofrecen más servicios que la mera traducción. Por ejemplo, supongamos que el archivo que necesita traducir es un PDF no editable, pero quiere recibir un archivo traducido con la misma calidad gráfica listo para su impresión o publicación. En ese caso, necesitará un servicio de maquetación gráfica (DTP). Las empresas de traducción cuentan con diseñadores gráficos que se encargarán de la maquetación de sus archivos. Entre otros servicios que ofrecen las empresas de traducción, se incluyen el SEO, la validación cultural, la consultoría lingüística o la redacción creativa.

  • Más idiomas

Una empresa de traducción tiene capacidad para traducir su manual de instrucciones solo al francés o a los 24 idiomas del espacio europeo.  Por tanto, no tendrá que buscar traductores expertos y nativos en esos 24 idiomas.

  • Grandes volúmenes en plazos desafiantes

Una empresa de traducción consigue procesar un proyecto de traducción de gran volumen en un plazo reducido. El gestor de proyecto elegirá a un equipo de traductores y a un revisor que pueda responder a su urgencia.

  • Control de calidad

Las empresas de traducciones certificadas por la ISO 17100, por ejemplo, cuentan con un sistema de control de la calidad al que están sujetos todos los proyectos antes de la entrega. De esta forma, se garantiza el cumplimiento de las buenas prácticas del sector y el respeto de los requisitos de los clientes.

Inconvenientes de trabajar con una empresa de traducción

  • Más cara

Cada proyecto gestionado por una empresa de traducción cuenta con la participación de varias personas (gestores de proyectos, traductores, revisores, responsables de calidad y, eventualmente, diseñadores gráficos o especialistas en SEO), lo que significa que es inevitablemente más caro que trabajar únicamente con un traductor autónomo.

  • No puede comunicarse con los traductores

El gestor de proyecto es el responsable del proyecto e intermediará en la comunicación con los traductores. Responderá a lo que pueda conseguir y hablará con el cliente cuando sea necesario. En consecuencia, el cliente no puede hablar directamente con los traductores.

  • No elige quién trabajará en su proyecto

 De la misma forma, es el gestor de proyecto quien, tras analizar los archivos y el plazo, elige a los traductores que considera más capacitados para el éxito de su proyecto.
 

El cliente siempre es quien decide.

 

Independientemente de cuál sea la elección adecuada para usted, es importante que tenga en mente las ventajas e inconvenientes de cada opción para evitar más sorpresas.


L10N Chat
Me gustaría obtener más información sobre los servicios de L10N
Este sitio utiliza cookies para mejorar su experiencia. Al continuar navegando aceptas su uso. Estás utilizando un navegador desactualizado. Actualice su navegador para mejorar su experiencia de navegación.